header image

Beneficios de Transporte y Parqueo

Los empleados pueden reservar una parte de sus ingresos antes de pagar impuestos para pagar por servicios en dos categorías: Transporte y Parqueo.

Dentro de la categoría de Transporte, califican los gastos incurridos en el uso de transportación pública, como tren, metro, autobús, pases de los medios de transporte y ciertos reembolsos calificados por el uso de bicicleta.

Los beneficios de Transporte y Parqueo son regidos por la Sección 132 del Código del IRS y a diferencia de los FSAs para Gastos Médicos y FSAs para el Cuidado de Dependientes, no están sujetos a la regla de “úsese o piérdase”, por lo que los fondos pueden transferirse al siguiente año del plan.

El dinero separado para estos beneficios no incurre en impuestos federales y FICA. Incluso los empleados pueden estar exentos de pagar impuestos por ingresos estatales y locales, dependiendo de las leyes de cada estado.

Los empleadores también reciben beneficios fiscales, debido a que no pagan impuestos de nómina sobre la cantidad que haya separado el empleado y recibe también una deducción equivalente de los ingresos del negocio.

Antes que comience el año del plan, los empleados eligen de forma individual reservar cierta cantidad de su salario antes de impuestos para cubrir los gastos calificados en los que incurran para llegar al trabajo. El empleado designa la cantidad que usará para gastos de transporte público y otra cantidad para sus gastos de parqueo. Se mantienen cuentas separadas para cada categoría y los fondos no pueden juntarse o transferirse de una cuenta a otra.

A medida que el empleado incurra en gastos durante el año, podrá presentar un formulario al empleador para obtener su reembolso. Si el empleado no usa la cantidad completa que separó antes de que termine el año del plan, la cantidad restante se transferirá al siguiente año.

Las aportaciones máximas que se pueden realizar para obtener Beneficios de Transporte y Parqueo son establecidas por el IRS y generalmente se ajustan anualmente en base a la inflación. Los límites son $130 al mes para gastos de transporte y $250 al mes para parqueo. Los gastos por usar bicicleta se limitan a $20 al mes.